NUEVA YORK, 31 January 2017 /PRNewswire Policy/ — Las conversaciones entre los sirios para buscar una solución política al conflicto en su país se reanudarán a finales de febrero y no el día 8 como se había planeado originalmente, informó hoy el enviado especial de la ONU para Siria.

Tras una reunión a puerta cerrada con el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, Staffan de Mistura explicó a la prensa que esa posposición del proceso auspiciado por la ONU responde a dos motivos.

El primero de ellos es dar la oportunidad de que se implemente el mecanismo de vigilancia de alto el fuego en Siria acordado en la reunión de Astana del 23 de enero pasado con Rusia, Turquía e Irán como garantes.

“Si el alto el fuego se consolida, como esperamos que ocurra, ayudará a que se concreten las conversaciones sobre Siria. En segundo lugar, queremos dar la oportunidad al gobierno de asistir comprometido para conceder y discutir y dar la oportunidad a la oposición de presentarse unificada”, dijo el diplomático.

En este sentido, indicó que si para el 8 de febrero la oposición no se ha organizado para asistir a Ginebra como un grupo unido, utilizará la prerrogativa que como enviado especial le otorga el Consejo de Seguridad para seleccionar la delegación, haciéndola lo más incluyente y representativa posible de los grupos armados y la oposición política.

Por otra parte, De Mistura insistió en la necesidad de acelerar la entrada de ayuda humanitaria a todo el territorio sirio, incluso a las áreas sitiadas.

Añadió, asimismo, que mientras más pronto se tenga un alto el fuego estable y un proceso político en marcha, más fácil será combatir a las organizaciones terroristas identificadas por el Consejo de Seguridad: al-Nusra e ISIS.

SOURCE Centro de Noticias ONU